miércoles, 30 de diciembre de 2009

Fin y Principio


Esta entrada
se viene como el balance de 2009,
haciéndole honor al nombre del blog...
a la que te criaste


Este año, sin ninguna intención de mi parte, el blog pasó a ser casi semanal.
En mi defensa debo decir que, subjetivamente hablando, no es que yo escriba menos, sino que el tiempo pasa cada vez más rápido.



Será por éste motivo que éste año se me complica mucho hacer un balance. Sencillamente no me entra en la cabeza que éstos últimos doce meses, 52 semanas + 1 día, 365 días o como quiera que lo llame, constituyan un año. Se me hace raro.
Más raro no poder ponerle un nombre a éste año que termina. No sé si fue bueno, malo, mediocre, masomenos, intenso, aburrido... tampoco sé por qué o ni siquiera si es tan importante hacerlo.
A nivel laboral me fue bastante mejor que el año pasado. ¿Suficiente? Para nada. A nivel familiar también mejor que el año anterior. ¿Conforme? Ni ahí (familia querida, sepa disculpar... es el típico "no sos vos, soy yo"). ¿Más feliz?... qué pregunta... creo que sí, pero ni yo sé bien (sí sé que si no lo sé yo, no sé quién lo va a saber...)
Al menos supongo que 2010 no vendrá tan confuso como 2009, o se va a tener que esforzar mucho para hacerle la competencia.
Creo que con eso cierro balance 2009 y que cada quien saque sus propias conclusiones, aunque me da bastante miedo autorizar a los demás a que lo hagan.

El tono de éste balance se extiende hacia los deseos para el año nuevo. En el fondo soy una ilusa nata, así que nunca dejo de esperar cosas buenas (y será por tanto esperar que nunca me terminarán por pasar) pero más auténticamente, o al menos basada en los 33 años anteriores (o 30 pongamosle, desde que tengo memoria más o menos) siempre en el transcurso de un año hay, por ejemplo:
1) por lo menos un día que desearíamos que no hubiera existido en el calendario,
2) algún conocido que se va a ir para no volver,
3) alguna decisión equivocadísima que hace que desearíamos más que nada en el mundo que existiera un botón "REW" para la vida y
4) tiempo perdido que nunca vamos a recuperar.

Aún así, esperemos que de lo primero haya uno sólo, tanto como para distinguir "dicha de quebranto" como decían Violeta y La Negra (cromática la cuestión de agradecerle a la vida).
De lo segundo que sea el primer año que se pueda evitar, o siendo más egoísta, que no nos toque muy de cerca.
De lo tercero aprender a aprender de eso en vez de seguir castigando nuestra cabeza contra la pared (que además ésta última pobre no tiene la culpa).
Y sí evitar lo último, que es lo que realmente está en nuestras manos, aunque como venía diciendo al comienzo de la entrada, es lo más dificil porque se nos va de las manos cada vez con mayor velocidad.

En otro orden de cosas, vengo leyendo mucho "Feliz 2010" y de hecho yo también pensaba, y bueno, un año más como cualquier otro.
¿Acaso nadie se da cuenta que cambiamos de década? ¿Será porque es la década del "0" y pareciera que no existe o que todavía estamos obnubilados con eso del 2000 (¡y del Y2K!) que esta pobre década del "10" entra tan desapercibida pobre. Es un poco confuso, tal vez empiece en 2011, pero al menos se nos fue la época de poner los dos huevos juntos siempre que escribamos el año entero.
Así que, y a pesar de todas las reservas expresadas más arriba acerca de ser más realistas en el año que comienza, les deseo a todos muy feliz año nuevo y una excelente nueva década.


13 comentarios:

Vir dijo...

que post excelente!
me pasa como a vos, siento que es complicado haver un balande de lo que pasó en estos días,semanas y meses
de las 4 cosas que mencionás, no puedo más que agregar que no existe el tiempo perdido sino que lo considero tiempo vivido
también espero las cosas buenas...
feliz década!!!
beso grande

Mai dijo...

Si esto no es un balance de año... devuélvanme el debe y el haber!

Por haberlo vivido y no haber desistido en el intento (ya es mérito más que suficiente) para considerarlo SALDO POSITIVO!

Me encanta el "10" (y no es mi número favorito, pero será porque nací un día 10) así que espero que este año sea redondito como su nombre y que dé inicio a una década excelente! Mucho pedir?

Muchas felicidades Lola! Besos

Any dijo...

Tu balance me parece positivo, fijate que no hay quejas tremebundas, parece que fué un año tranqui (que no es poco) aunque vos lo llames "confuso". Ahora, si sos una chica de "emociones fuertes" bueno, entonces te deseo un 2010 movidito jajajaj!
Pero sobre todo mis deseos tienen que ver con la salud y la paz (y si, me estoy poniendo vieja viste?) para vos y todos los tuyos.
Dicen que los años terminados en 0 son buenos, veremos ... ojalá sea cierto.
Me gustó haberte encontrado y leído, asi que espero que nos sigamos "viendo" el año próximo.
Te mando un abrazzzoo grande!

Marina dijo...

Muy buen resumen y hablando de tiempo perdido para mi el MAS perdido es el que me toca perder cada tanto en el correo, oficinas publicas, etc, eso de estar esperando minutos y horas valiosas para que me atiendan no lo puedo soportar. Trato de hacer todo on line pero hay cosas que no puedo evitar de hacerlas en persona :(
Esperemos que el 2010 venga con mas horas para nosotros y menos tiempo para perder!!!
Besos y felicidades!!

La candorosa dijo...

Nunca fui muy afecta a los balances, porque algo siempre nos queda colgando, o por no saber por donde encararlos, pues como todo, hubo un poco de todo!!! (al menos en mi vida!! ajajaaa).

Lo mejor, y como decían las viejas ¡¡hay que agradecer por la salud!!, pues el resto, viene por añadidura!!jajaaaa

Por eso, lo mejor para todos, siempre!!!
Ese es mi deseo para arrancar el 2010, número que me produce sensación de ciencia ficción!!!jajajaa

Besotes candorosos!!!

toñi dijo...

Yo nunca pienso en hacer balance sobre el año que se va, ni en lo malo ni en lo bueno. Para mi simplemente es un día más que vivo plenamente agradeciendo cada segundo todo lo que me rodea y todo lo que tengo aunque tengo que decirte que la crisis este año me tocado de lleno. Pero no me importa porque el año ha pasado y aquí estoy. He luchado con uñas y dientes y cada día tengo algo por lo que dar gracias a Dios para salir adelante.

Feliz Año 2010
Un beso

JulieFernn dijo...

Como vengo diciendo por toda la blogósfera... ODIO LOS BALANCES DE FIN DE AÑO!!!
De chica, en mi diario, siempre los realizaba, junto a la lista de objetivos para el nuevo año... qué depresión leer la del año anterior, por favor!!
Nah, nah, nah, ahora estoy vieja, mando yo y no lo hago nada ja!
Eso si, no puedo dejar de reconocer que el tuyo es una oda a los balances, realmente... yo no hubiese sido capaz de evaluar tan poéticamente todas las cosas. Ando demasiado quemada, je...

Besotes y un muy delicioso comienzo de Nueva Década!

Ronnie dijo...

Yo le estoy teniendo tal pavor al balance de fin de año, que me parece mejor me emborracho para recibir el 2010 y las 12 pasan de largo sin comentarios... total con el año nuevito ya nadie se acuerda de pedir balances o resoluciones!!

Igual, clásica y contradictoria como soy, seguro en cualquier momento lo hago (sería una picardía perderse la oportuniad con un blog que sigue un poco tu vida y una agenda donde corono con happy faces los días "up"!!! jaja)

Besotes y reeee buen inicio!!!!!!!

RMC dijo...

ILUSION, PAZ, AMOR Y PROSPERIDAD
PARA EL NUEVO AÑO.

¡¡¡FELIZ AÑO 2010!!!

UN ABRAZO
RMC

Lola dijo...

Vengo lenta para responder comentarios.
Es que después de año nuevo, casi que hoy fue el primer día que me levanté (así de bien lo empezamos...).

- Vir: Supongo que tenés razón en eso... pasa que no me resigno, o me da bronca contra mí misma haber vivido tan mal ese tiempo, o sentir como si no lo hubiese hecho.
Gracias por tu comentario como siempre y feliz década para uds. también.

- Mai: Sí, es cierto que muchas veces damos por descontado que "estar" y "seguir estando" deberían ser suficiente para darse por realizado.
Ojalá tengas razón con lo del 2010, por un lado pienso que va a ser igual que otros años, después que tiene mucho para ser un año excelente y en seguida me asusto y pienso que va a pasar algo muy malo... en doce mesees te cuento!

- Any, tenés razón en tu comentario, seguramente fue un año al menos "no malo" y respecto de lo que deseo para el 2010 me di cuenta que más gataflora no puedo ser porque no sé si deseo un año tranqui... o sea, sí, pero quiero que algo cambie, y para bien, obviamente porque esta quietud es como el agua que se estanca... pero tampoco estoy como para aguantar muchas movidas. Así que si ni yo sé lo que quiero va a ser dificil la cosa, no?
Respecto de los años terminados en 0, del 80 casi no me acuerdo, o mejor dicho, sí me acuerdo pero no era de hacer balances (qué buena época), el 90 fue uno de los mejores años que recuerdo y el 2000 de los peores, por no decir el peor... así que cuanto menos, le tengo respeto al año terminado en 0!!!
Gracias por todos tus buenos deseos
y a mí también me gustó mucho haberte leido estos meses, me has hecho reir con tus ocurrencias y comentarios tan frescos (así se me ocurre siempre que te leo) y eso es de lo mejor que le puedo decir a alguien.

- Marina, tenés razón con el tiempo perdido en ése tipo de esperas. Mañana tengo que hacer un trámite y ya me mentalicé que me va a salir todo para la miercoles, por lo cual estuve todo el día afilándome las uñas. Por suerte, y por este motivo es que casi nunca hago ese tipo de tramites (me diste la idea de pedirle a 2010 que pueda seguir contando con gente que lo haga por mí!!!) Igual el tiempo que siento que perdí no es para cosas tan concretas, sino para cuestiones más trascendentales... me puse seria! pero es así, siento que se me fue otro año en el cual no logré nada de lo que me había propuesto y eso genera bastante intranquilidad o "no-en-paz" con uno mismo.
Así que espero que 2010 le traiga lo que espera a cada uno (menudo trabajito le encargamos cuanto para colmo todavía es recién nacido).

Lola dijo...

- Cando, tenés mucha razón que lo más razonable y lógico, más cuando se supone que uno ya es adulto, es saber que en un año va a haber de todo, con lo cual los balances se vuelven medio estupidos... pero... no es que yo nunca haya sido muy inteligente, por algo los seguiré haciendo!
Y hablando de hacerse grandes, supongo que las viejas tendrían razón porque siempre parece superfluo eso de pedir salud, pero estos dos días que apenas me pude levantar creo que los demás deseos me importaban muy poco porque no tenía ni ganas de disfrutarlos.
Retribuyo los mejores deseos para uds. también.

- Toñi, sabés que muchas veces (sobre todo cuando empiezo a delirar mucho con esto del cambio de año) pienso como vos, y de hecho en realidad no cambia nada sustancial y no es más que una convención que el 1º de enero cambiamos de año. Lo que pasa es que en esta parte del mundo parece que el 31/12 se terminara todo, será porque después empieza el período de vacaciones y lo sentimos más como un "nuevo comienzo".
En un momento pensaba que hacer balance servía para replantearte objetivos, tal vez sea más lógico plenatearse y felicitarse por haber vivido otro año. Feliz año para uds. también.

- Julie, pobre!!! cómo habrás sufrido estos días por la blogsfera entonces!!! Reconozco que no estuve muy original con lo del balance, pero me resulta inevitable, y como en general los balance no me dan un saldo positivo, admiro a quienes como vos han vencido tan insalubre costumbre, porque como bien decís cuando ves lo que te planteabas el año anterior te entra una depre...
Miiiiiil gracias por el elogio, la verdad no se me había ocurrido verlo como poetico, será porque la poesia no me va, seré muy prosaica, jeje.
Original el deseo de "delicioso", les deseo lo mismo para vos y las lagartas.

- Ronnie, pasa que a esta edad tampoco es tan facil emborracharse... no sin sufrir consecuencias de otro calibre que hace diez años. Ni la resaca es lo que era!
Igual veo que venciste la tentación de hacer balance al menos en el blog; y nada que ver pero moriiiii, mal, mal con lo de las happy faces en la agenda para los días que se la merecían!!!! Me hiciste acordar que yo hacía algo muy parecido desde los siete años, hasta que dejé de usar agenda, y ni siquiera me acordaba!!!! qué lindo recuerdo!

- RMC: qué buenísima forma de resumir los mejores deseos, cualidad super apreciada a alguien que se ve que hace tiempo le quitaron esa glandula que posibilita el poder de síntesis.
Gracias por pasar y por los buenos deseos, que retribuyo plenamente.

Anónimo dijo...

I will not acquiesce in on it. I over warm-hearted post. Especially the appellation attracted me to review the whole story.

Anónimo dijo...

Genial post and this mail helped me alot in my college assignement. Say thank you you for your information.